Explorando el Reino del Lince Ibérico en la Sierra de Andújar – I

Explorando el Reino del Lince Ibérico. Ecoturismo de Observación de Fauna en Andújar – Parte I

Iberian Lynx Watching Tours Andujar Spain - two birds one stone
Hembra de Lince Ibérico contemplando el valle al refugio de una gran roca

La época del año era idónea y el territorio el mejor posible para intentar observar algún ejemplar de Lince Ibérico en su reino: La Sierra de Andújar. Más de un año de preparativos con un grupo de clientes procedentes de Turquía, y al fin estábamos con ellos, cargados de ilusión y confianza en tener algún encuentro, por fugaz que fuese, con este magnífico felino.

Y es que son muchos los que tratan de verlo y muy pocos los que lo consiguen, aun intentándolo una y otra vez. No se trata de tener mejor o peor vista, o de conocer al detalle sus territorios de campeo, o su comportamiento en función de la época del año... Todo eso ayuda, y mucho, pero se trata fundamentalmente de SUERTE. De coincidir en el espacio y en el tiempo, y eso… es poco probable y mucho menos, predecible.

Tan sólo existen unos 300 ejemplares de gato clavo en estado salvaje repartidos a lo largo de su área de distribución, por lo que cruzarse con algún ejemplar es una verdadera lotería. Incluso en esos casos, el mimetismo que alcanza cuando permanece inmóvil, lo hace indetectable aunque se encuentre a escasos metros del observador. Esto último, en lo que coinciden quienes trabajan diariamente en el interior de las fincas “linceras”, lo hemos podido comprobar directamente, cuando aún sabiendo con exactitud la posición de un gran macho, a escasos 30 metros de nosotros, no éramos capaces de distinguirlo a no ser ayudados por los prismáticos, el zoom de las cámaras o el telescopio.

A todas estas dificultades se une el tipo de estructura de la propiedad de la Sierra, cuya superficie está ocupada casi por completo por grandes fincas privadas, valladas perimetralmente, a las que no es posible acceder sin la autorización de sus propietarios, por lo que los lugares desde los que intentar contemplar al gato cerval, se circunscriben normalmente al borde de carreteras y “carriles” -como en la Sierra llaman a las pistas-, con la esperanza de que pase cerca y se deje ver…

Pero ninguno de nosotros podía esperar que la fortuna nos fuera a salir al paso en tantas ocasiones y con tanta generosidad durante las tres jornadas completas de campo que vivimos la semana pasada. Continuaremos la crónica en los próximos días...

Two Birds One Stone SLU

B47709985

Calle del Satélite, 9, 5ºD
47011 Valladolid - España
+34 649 100 596
info@twobirdsonestone.es

Agencia de Viajes: C.I.C.L. 47-172

Turismo Activo: T.A.-47/26

Condiciones generales

 
Twitter icon
Facebook icon
LinkedIn icon
Google+ icon
RSS icon